Cristal

“Nada es verdad ni es mentira, todo depende del cristal con que se mira.”- William Shakespeare

Cada persona reacciona de diferente manera frente a diferentes situaciones. Si bien hay patrones de conducta que se repiten y que podríamos categorizar, la reacción en su totalidad siempre es personal, íntima, única. Cada uno interpreta la realidad de acuerdo al cristal que eligió en algún momento.

Una misma situación puede ser un drama para uno, una comedia para otro, o una lección para los demás. El abanico de posibilidad siempre es infinito, y nuestra elección, también personal y única, es la que define como nos plantamos ante cada situación y que conclusiones sacamos de ella.

Hay excepciones, pero la mayoría de las situaciones no son buenas o malas en sí mismas, está en nosotros elegir el cristal adecuado para interpretarlas.



19 comentarios:

Sr. Montag dijo...

el problema reside en el momento en que ese "cristal" se rompe y no sabemos que hacer... o como reaccionar...

La solitaria dijo...

Coincido con Montag... uno no sabe como reaccionar. Saludos!

TAMIA dijo...

Hayyy como quiesiera tener mas control del cristal osea de mis emociones ,ya no puedo mas
S.O.S.

Menage A Trois dijo...

y es como lo dices, Lady.
gracias por compartirlo.

Emiliana dijo...

Muy cierto.
Es verdad cada quien ve y vive las situaciones de una manera muy personal.
Y eso es lo que nos hace únicos.

Saluditos!

Lady dijo...

Sr. Montag y Soli: Y si se rompe, buscaremos un nuevo cristal. Nunca dejamos de interpretar la realidad, pero a veces cambiamos la forma en que lo hacemos.

Tamia: No somos máquinas, así que las emociones son parte de nuestra vida... mientras eso no nos desborde.

Menage: Gracias :)

Emiliana: Exacto, y es esa individualidad la que nos lleva a ver las cosas de manera diferente.

Besos

Marga dijo...

Es verdad, lo que es un drama para unos, es comedia para otros. Somos distintos en las mismas situaciones y actuamos igual en situaciones diferentes.

Besos.

nosestamoshablando dijo...

Tal cual, a idéntica situación, para uno es bueno y para otro es malo y todo depende del cristal con que se mira.
Por eso es que para mí, los consejos no siempre pueden darse.
El buen resultado en uno, puede traer un resultado nefasto en otro y viceversa.
Beso
Lady Baires

Kri§ dijo...

Yo en lo personal siempre trato de usar un cristal lo más claro posible, para no ver más allá de lo que en realidad hay. Nada mejor que tomarse las cosas, aunque sean malas, de buen modo.

Saludos.

Any dijo...

Absolutamente cierto, y menos mal que es asi, te imaginás si todos reaccionáramos igual ante las distintas situaciones??? =S
un beso

Lady dijo...

Marga: Exacto! Y eso es lo que nos hace únicos!

Lady Baires: Estoy de acuerdo contigo. Uno a veces quiere ayudar con consejos y recomendaciones, pero no siempre podemos extrapolar situaciones.

Kris: Es una buena filosofía, ser positivo (pero aceptando la realidad como es) nos ayuda a avanzar.

Any: Al principio nos parecería una bendición, entenderíamos todas las reacciones de los demás. Pero finalmente sería aburridísimo! todo tan evidente...

Besos

Lol-it! dijo...

Lo que a mi más me sorprende, son los patrones que nos armamos nosotros mismos. A veces creemos que ante tal situación reaccionaríamos de tal manera, ya que tenemos un concepto totalmente formado sobre eso. Pero llega dicha situación y nada se ajusta al libreto que teníamos ensayado.
Y me parece buenísimo que eso pueda pasar. Es como poder diferenciarnos de nosotros mismos.
Besotes Lady!

Mery dijo...

Tal cual como decís. Hay gente que todo en su vida lo considera un drama. Es más: a veces son tan exagerados y autorreferenciales, que cuando el problema de otro es mucho más grave, ellos igual se convencen que lo suyo es un drama peor...

Está en uno cambiar el cristal cuando le hace mal...
Beso

Agustina R. dijo...

Esa película me encantó. Mal.

Maxi dijo...

QUe bueno enterarse que la frase del cristal es de Shakespeare, siempre se aprende algo nuevo, e interesante lo que traes a cuento. Es así, cada cual pasa lo que ve y vive por
el filtro de la propia realidad
, y extrae lo que puede, con los condicionamientos internos que lo guían. Se puede cambiar, pero siempre estará ese cristal a través del cual miramos. Veo que estamos en sintonía con lo que venimos escribiendo. Nos seguimos, beso!

Julia Q. dijo...

es tal cual! el amigo william tenia muchisima razón! A mi, personalmente, la gente que interpreta mal o que no sabe expresar me pone de mal humor y el cristal se me nubla! jaja

Lady dijo...

Loli: Muy cierto lo que decís, no importa lo mucho que hayamos repetido los diálogos en nuestra mente, cuando llega el momento olvidamos el libreto!

Mery: Esas personas me dan gracia, es como si les gustaran las cosas malas!

Agus: A mi también! Es genial!

Maxi: Si bien la realidad es una sola, todos la interpretamos de acuerdo a nuestra individualidad. Cambiar de cristal es posible, pero implica un cambio importante.
Me encantó tu blog! :)

Julia: Ja! Cuidado cuando se nubla el cristal! ;)

Besos

NIKO dijo...

Buenas! Estuve alejado del mundo bloggero (?!) y volví, y me quedé pensando con este último post: es increíble como una cosa pequeña puede cambiar toda la visión (o cristal) que uno tiene de su propia vida. Un saludo, una sonrisa, un elogio y la vida es otra!

No sé si seré original o no, a esta hora mi cerebro no da para leer tantos comments :P

Saludo!

Lady dijo...

Niko: Welcome back ;)

Como vos decís, esas pequeñas cosas son las que nos cambian la cara en un segudo, y nos ayudan a cambiar la actitud, o la visión, que en definitiva es parte de lo mismo.

Besos

Publicar un comentario

Y vos qué pensás?