De amenazas y oportunidades

Es increíble como en un segundo puede cambiar todo lo planificado, o esperado, o simplemente deseado. A veces por obra del azar, otras por la voluntad ajena, y otras por motivos que desconocemos. Pero lo sí conocemos es que las circunstancias son otras. Radicalmente diferentes.

Al principio asusta, lo queremos negar, no lo aceptamos, y hasta nos peleamos con la realidad. O simplemente queremos correr, desaparecer, hacer de cuentas que nada pasó.

Pero esa realidad austera está ahí: dura, inmóvil como una piedra, sin ninguna intención de ceder.

Es ahí cuando tenemos dos opciones, o seguimos escondiéndonos o aprovechamos la situación. Dicen los chinos toda crisis encierra una oportunidad, por eso lo representan con el mismo ideograma.

Cada amenaza se puede convertir en una oportunidad. Está en nosotros tomar el cincel, dar lo mejor de nosotros mismos y aprovechar la oportunidad dejando nuestra huella.

19 comentarios:

Marga dijo...

Es verdad, las amenazas pueden ser oportunidades, solamente hay que tenerlo presente durante la tormenta,para no desalentarse; y eso es lo difícil.

Besos.

Maxi dijo...

Así es, Lady, hay que aprender a tomar lo que se presenta. Y en la adversidad, resiliencia, soportar sin meterle mucha cabeza, para al otro día poder retomar donde se dejó.
Sobre el tema, me salió algo que llamé De oportunidades y situaciones, sincronicidad mediante.
Besos!

Menage A Trois dijo...

y ahi esta tener muñeca para aprovechar esos giros que da la vida y sacar provecho a una oportunidad que cayo del cielo, como un bonobom

La Fox dijo...

Volvi a leer la nota titulada "Sincronicidad" y hoy mas que nunca siento que en la vida hay un timing que coordina todo... o lo descoordina...

Y definitivamente, esta en cada uno de nosotros hacer de cada crisis una oportunidad, lograr que cada paso para atras que damos sea un envion para salir para adelante con todo.

Suerte!!

La Fox

Any dijo...

Y si es cierto, las crisis son oportunidades, de aprender aunque mas no sea. Pasa que en el momento de la crisis uno se bloquea y cuesta razonarlo. Pero vale la pena el esfuerzo.
un abrazo

Mery dijo...

Siempre hay que hacer esfuerzos. Y en épocas de crisis, hacer el doble de esfuerzo...

Si no luchamos, morimos!
Besos

Agustina R. dijo...

Tal cual. Calificar a algo de amenaza u oportunidad depende enteramente de nosotros mismos.

La solitaria dijo...

Totalmente de acuerdo. Creo que nuestro estado de ánimo nos lleva a calificarlo como una u otra cosa.

Anónimo dijo...

Pero qué lindo escribe usted

Lady dijo...

Marga: Creo que eso es el quid del asunto, tenerlo claro y no bajar los brazos.

Maxi: Muy bueno tu post! Es tal cual vos lo decís (con mucha más poesía que yo). Seguimos sincronizando? ;)

Menage: Me gusta lo que decís, adaptarse está en nosotros, por más que primero genere rechazo.

La Fox: Exacto! si no encontramos la forma de darle ese envión, no nos despegamos de la crisis y nunca vamos a ver las oportunidades.

Any: Creo que es natural bloquearse al comienzo, pero de alguna manera tenemos que buscar la forma de salir de la crisis, no? Y si salimos fortalecidos, mejor aun. Hay que ser creativo.

Mery: No está muerto quien pelea!

Agus: Esa es la clave, quien tilda una situación de "buena" o "mala" somos nosotros.

Soli: El estado de ánimo es todo un tema, porque todo depende del cristal con que se mire, no?

Luis: Y qué lindo que lo digas :)

Besos

¿Lesbiana? dijo...

Es por eso que un político nefasto de Argentina tiene ese ideograma tatuado en el cuellol. Dice.

Anónimo dijo...

Lady:
Lo bueno es enfrentar las cosas, aunque no salgan como uno las planeaba.
Y siempre, hasta lo malo inclusive, te deja una enseñanza de vida.
Beso
Lady Baires

Diego - Cerdos y Cerdas - dijo...

Sí, ponerle el pecho a la bala

Lady dijo...

¿Lesbiana?: No sabía que el tatuaje de De Narvaez era ese ideograma.

Lady Baires: Esa es la idea, enfrentar las circunstancias, sean las que sean. Después de todo, no todos los días van a ser color de rosa, y si cuando no lo son nos paralizamos... nunca vamos a avanzar ni aprender nada.

Diego: Exacto! Como comentaba antes, la idea es enfrentar, aprender, avanzar.

Besos

Lol-it! dijo...

Soy de enfrentar lo que venga, pataleando, haciendo puchero, y preguntando sin cesasr ¿por qué?. A veces el cachetazo es tal, que no me permite darme cuenta que atras de eso, se está abriendo otra puerta.
Si pudiera verlo un poquito antes, quizas me tomaría las cosas de otra manera.

Besos Lady!

Sherezade dijo...

Aprovechamos la oportunidad! Sin dudas. Yo te la peleo hasta el ultimo aliento :D

Uma Foam dijo...

totalmente cierto. Sólo que yo siempre me quedo con la parte fea, la de las amanezas, las negativas...
y si, me dicen catastrofista....

Sil dijo...

siempre tan interesante, un placer leerte

Lady dijo...

Loli: Dicen que por cada puerta que se cierra, se abre otra... o al menos una ventana, no sé. Alguna salida siempre hay, la cuestión es buscarla (y encontrarla!).

Sherezade: Esa es la actitud! ;)

Uma: La cuestión está en dar vuelta esas amenazas, convertirlas en oportunidades. Y si no se puede, al menos aprender de ellas (más no sea para no tropezar dos veces con la misma piedra).

Sil: Gracias :)

Besos

Publicar un comentario

Y vos qué pensás?